3 de agosto de 2006

Donde quiera que estés


Dondequiera que estés,
te gustará saber
que por flaca que fuese la vereda
no malvendí tu pañuelo de seda
por un trozo de pan
y que jamás,
por más cansado que
estuviese, abandoné
tu recuerdo a la orilla del camino
y por fría que fuera mi noche triste,
no eché al fuego ni uno solo
de los besos que me diste.

Por ti,
por ti brilló mi sol un día
y cuando pienso en ti brilla de nuevo
sin que lo empañe la melancolía
de los fugaces amores eternos.

Dondequiera que estés
te gustará saber
que te pude olvidar y no he querido,
y por fría que sea mi noche triste
no echo al fuego ni uno solo
de los besos que me diste.

Dondequiera que estés....
si te acuerdas de mí.

En esta especie de manía que me ha dado últimamente por rescatar canciones de Joan Manuel Serrat, traigo hoy una cuya letra es una de las que más me gustan, quizá porque habla de los amores perdidos, esos que por derecho propio ocupan un huequito en nuestra vida, aunque sea sólo por el tiempo que nos mantuvieron ilusionados.

En particular me acuerdo ahora del que podría llamar mi primer amor, o por mejor decir mi primer amante, puesto que fue la persona que me inició (hace tanto ya...) en estas cositas tan agradables del sexo. Cierto que en una situación no muy romántica (el asiento de atrás de un Renault 5 no da para muchas acrobacias, lo puedo jurar) y que después las cosas no siguieron por muy buen camino, pero sí me dejó algo marcado: el gusto por la lentitud, por la exploración minuciosa, por las caricias perdidas por cualquier rincón de la piel. Las prisas pueden tener su gracia y el riesgo sin duda excita, pero para mí sexo significa tiempo por delante y ganas de recorrer cada centímetro del cuerpo del amante.

Donde quiera que estés, abrazos, Toni.



Powered by Castpost

6 comentarios:

Anónimo dijo...

Me entretengo mucho con tu pàgina, la busco diariamente. Te reclamo la segunda parte de "La Cena".

Perséfone dijo...

Bendito primer amor...

Genial, como siempre.

Adrian dijo...

Hay personas con las que el tiempo merece ser perdido. Hay Personas a las que no se las debe negar las caricias o los besos que se pierden a la vez que ese tiempo. Apuntate a esa lista. Un beso. Y no perdamos mas el tiempo.

ekone dijo...

Amen, brindemos por el pasado¡

Erotismo dijo...

si, suele ser un recuerdo que a todos nos pone una sonrisa en la cara.

elena dijo...

Hay cosas y personas que se deben ir disfrutando con tiempo, hay caricias que se debn dar pausadas, medidas, pero son las caricias que mas nos marcan son las caricias que mas se disfrutan... y como ya dijo persefone, bendito ese primer amor